Contrajo Brucelosis y fue despedido del frigorífico Logros


Da ME GUSTA para seguir nuestras noticias en facebook

APROVECHE ESTE ESPACIO, PUBLICITE AQUÍ

El caso de Diego Gauna, depostador del Frigorífico Logros, que fue despedido por no poder ser reubicado a causa de la brucelosis que hace un año contrajo en ese lugar, es un caso que estremece.

La brucelosis es un riesgo en las empresas frigoríficas y es deber de la patronal prevenirlo: Este riesgo está reconocido por ley y actualmente hay más de un centenar de enfermedades que la ley considera como “profesionales” o sea contraídas por el ejercicio de las tareas que cumple el trabajador.

Diego Gauna, con más de once años de antigüedad en el Frigorífico Logros contrajo la enfermedad desde hace doce meses está bajo tratamiento médico . ” Estaba de carpeta y, sin alta medica, hoy (por ayer) me llegó el telegrama (de despido) y encima con una enfermedad que me contagie ahí (Frigorífico) porque no vacunan los animales los cara duras”, señaló el desesperado trabajador.
Los daños y perjuicios hacia el empleado son enormes, ya que no sólo no terminó su tratamiento médico y está incapacitado para trabajar sino que, además, particularmente, le implica un doble perjuicio: ” Tengo dos hijas, alquilo, y me dejaron en la calle”, relata angustiado.

Gauna trabajó como depostador hasta que contrajo Brucelosis, desde entonces estuvo de carpeta médica y en tratamiento hasta el día de ayer.
“Yo trabajaba en faena cuereando y me despiden porque dicen que no hay puesto para mi, que donde me ubiquen corre riesgo mi salud”.

Afirma que no le dieron alternativa ante este riesgo laboral en el frigorífico donde desarrolló tareas durante varios años y en el cual adquirió la enfermedad.

En las causas del despido, la patronal, cita que no hay “área en el establecimiento para reubicarlo” aunque nada dice la firma si habría omitido proveer los elementos de seguridad e higiene necesarios para desarrollar las tareas dentro del establecimiento o, eventualmente, no haber exigido el cumplimiento de tales medidas respecto al personal que allí trabajaba, quienes operaban a fin de que el frigorífico pudiese cumplir con su objeto social y donde puntualmente contrajo la enfermedad.
“En el telegrama que recibí la empresa argumenta el artículo 212 de la Ley de Contrato de Trabajo donde pagan la mitad de la antiguedad”, aseguró.

QUE ES LA BRUCELOSIS
Brucelosis es enfermedad PREVENIBLE con la que lamentablemente los trabajadores de la Industria Frigorífica conviven diariamente.

También conocida como Fiebre Ondulante, es causada por distintas especies bacterianas del género Brucella, y se transmite fácilmente al hombre desde varias especies animales, entre ellas el ganado vacuno. Por lo que su prevención debe incluir a una población ocupacional determinada: ganaderos, operarios de mataderos y frigoríficos y veterinarios.

QUE DICE LA LEY
Art. 212: Reincorporación.
Vigente el plazo de conservación del empleo, si del accidente o enfermedad resultase una
disminución definitiva en la capacidad laboral del trabajador y éste no estuviere en condiciones de realizar las tareas que anteriormente cumplía, el empleador deberá asignarle otras que pueda
ejecutar sin disminución de su remuneración.
Si el empleador no pudiera dar cumplimiento a esta obligación por causa que no le fuere imputable, deberá abonar al trabajador una indemnización igual a la prevista en el artículo 247 de esta ley.
Si estando en condiciones de hacerlo no le asignare tareas compatibles con la aptitud física o psíquica del trabajador, estará obligado a abonarle una indemnización igual a la establecida en el artículo 245 de esta ley.
Cuando de la enfermedad o accidente se derivara incapacidad absoluta para el trabajador, el empleador deberá abonarle una indemnización de monto igual a la expresada en el artículo 245 de esta ley.
Este beneficio no es incompatible y se acumula con los que los estatutos especiales o convenios colectivos puedan disponer para tal supuesto.

TEMOR OBRERO
Los empleados del establecimiento Logros temen que este despido sea el inicio de un proceso encubierto de cese de personal que lleve a más trabajadores a perder su fuente laboral.
Diego Gauna no es el único caso de brucelosis.

Fuente: Periodismo Regional

¿Qué opinas de esto?

APROVECHE ESTE ESPACIO, PUBLICITE AQUÍ

APROVECHE ESTE ESPACIO, PUBLICITE AQUÍ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *